Que difícil dilema

Hace mucho que no escribía por aquí. El exceso de trabajo y el intento de olvidar lo malo del pasado y solo pensar en el futuro han provocado que dejara un poco olvidado el blog.
Hoy escribo porque necesito ordenar mis ideas. Sinceramente no se qué camino debo tomar. Si alguien me lee, acepto ideas y sugerencias. La historia es larga, así que os doy las gracias a tod@s los que la leáis entera. De verdad, muchas gracias.
Yo siempre he sido muy aficionado al mundo del motor, y siempre había asistido a muchos eventos como espectador, con mi cámara y mi mochila. Un buen día descubrí que un familiar (primo de mi madre) participaba en algunos eventos a nivel regional. Así que después de un encuentro familiar nos invitó a asistir con el y ayudarle, ya que el presupuesto no daba para muchas alegrías. A partir de ese día comencé a vivir las carreras desde el otro lado, pasé de ser espectador a ser actor de la película. Todo un sueño. Gracias a este nuevo papel, también conocí a muchas personas, algunas de las cuales las he llegado a considerar amigos y un personaje en concreto, un gran amigo.
La crisis nos ha afectado a todos, y al mundo de la competición especialmente, ya que las empresas están en un punto de recorte de gastos. Esto ha provocado que mi familiar haya tenido que dejar de correr de forma regular. Pese a eso, yo he podido seguir haciendo de actor gracias a que mi amigo tenía una pequeña escudería (era el mecánico de mi primo) y el ha seguido contando conmigo para formar parte de su equipo, siempre me ha hecho sentir parte de su equipo y nunca me he sentido desplazado lo más mínimo.
Ahora mi primo vuelve para correr una carrera de resistencia. Y, sinceramente, lo ha hecho de una forma muy fea. Ha provocado que le quitaran el cliente a mi amigo, para que ese coche lo llevara otro equipo. Eso ya no me ha gustado nada, pero puedo llegar a entender que el mercado es el que es y uno busca el precio más barato. De todos modos, este punto no está muy claro.
Ahora viene mi problema. Mi amigo estará en un equipo y yo en otro, hasta aquí más o menos normal, yo estaré con mi primo, ya que le dije que estaría con él (antes de que se liara todo provocando el cambio de equipo). El problema está en una pequeña carrera que se disputa el día antes. Se trata de un campeonato de coches ecológicos en el que gana el coche más regular. Mi amigo había disputado todas las pruebas hasta ahora con el coche de un taller que nos patrocinaba y yo le había ayudado en las pruebas, ya que no es una tarea fácil conseguir la máxima regularidad.
El problema llegó ayer, cuando a raíz de presiones de una marca de coches provocó que el taller decidiera cambiar de piloto (la intervención de mi primo en este follón fue para acabar de hundir a mi amigo). Total que ahora van a correr mi amigo por un lado y el coche con el que había corrido hasta ahora por otro, pilotado por el dueño de la escudería con la que estaré en la prueba de resistencia con mi primo.
Mi duda viene porque mi amigo cuenta conmigo para seguir ayudando desde el muro, y mi primo ha dicho que yo les ayudaré ya que este equipo no tiene ni idea de que va la carrera. Además, cosa que me fastidia mucho, nadie me ha preguntado con quien voy a ir, mi hermano(tema a parte) y mi primo han decidido con quien voy a ir. Para recolmo, ayer mi primo le dijo a mi hermano (solemos ir juntos a las carreras) que no fuéramos mucho con mi amigo, para que los otros no tomaran represalias y me pillaran manía.
Nunca nadie me ha dicho con quien tengo que ir o dejar de ir. Creo que ya soy mayorcito para escoger (29 añitos), y no me gusta nada que me impongan las cosas. Mi hermano me dice, que debería estar con mi primo, que él nos metió en este mundo y que puede que le dé algo de trabajo (mi hermano depende de la construcción). Llevo oyendo que lo va a colocar en un montón de sitios hace casi tres años, pero a la hora de la verdad solo son ilusiones que aparecen y desaparecen. Lo único que ha hecho por ahora, ha sido complicarme la vida y generarme gastos (que con la situación de mi hermano es muy duro). Tened en cuenta que tenía que coger dos días de fiesta del trabajo antes de cada carrera para preparar todo lo que tenía que comprar y preparar. Todo para que después no me pagaran ni la gasolina, que teniendo en cuenta que he llegado a hacer más de mil kilómetros para una sola carrera no estaría mal. Así también correría yo. Es más, si hubiera seguido este año, probablemente no hubiera seguido asistiendo a las carreras, se estaba desbordando todo.
En cambio, mi amigo, al que le tengo que agradecer que me ayudó en los momentos más duros de mi vida, y no como el otro que literalmente, se rió en mi cara. Este año hemos sido mucho más prácticos y he podido ir a las carreras y disfrutar de ellas desde dentro.
Si los pongo en una balanza, de mi amigo no puedo decir nada malo en contra mía, de mi primo, podría escribir una enciclopedia. En cambio, como me dice una parte de mi neurona pensante, el otro es mi primo, y familia solo tengo una y corta.
Sé que haga lo que haga voy a provocar que uno de los dos se distancie de mí. Lo peor es escoger quien. Mi corazón me dice que debo de ir con mi amigo, mi cabeza no me sabe que decir. Haga lo que haga, voy a quedar mal con alguien, no me ha gustado la actitud de mi primo hablando por mi y diciendo que voy a hacer cosas sin consultármelo. Pero de bien nacido es el ser agradecido, y a él le debo el haber entrado en este mundo de las carreras.
Que difícil dilema….

Anuncios

Acerca de narref
Informatico, aficionado a la gasolina y la fotografía, y si pueden estar juntas mejor que mejor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: